Arte


IMÁGENES DEL INCONSCIENTE - comprar online

IMÁGENES DEL INCONSCIENTE

$100,00

Hasta 12 cuotas

IMÁGENES DEL INCONSCIENTE

ISBN 987-96091-4-X

Editorial: Proa Publicaciones.

Textos: Nise Da Silveira, Luis Carlos Mello

Tapa blanda

Páginas: 96

Medidas: 22 x 15 cm.

Peso: 180 grm.

Año de publicación: 2004

 

 

 

DESCRIPCIÓN

La muestra IMÁGENES DEL INCONSCIENTE plantea uno de los conceptos más representativos de la modernidad, estudiado con especial atención durante el siglo XX: la incorporación del arte marginal a la historia del arte. Este aporte aparece luego del descubrimiento del Inconsciente que generó nuevas maneras de comprensión sobre la idea de creación artística, la obra de arte y el artista.

Las vanguardias históricas investigaron y experimentaron nuevas formas de aproximación al arte y sus formas de representación, y esto trajo nuevas categorías de valoración de la obra.
Los artistas modernos pusieron especial atención en aspectos marginales al arte como el arte de los niños, el arte de las culturas tribales, las manifestaciones arqueológicas y también el arte ingenuo, o aquel realizado por los enfermos mentales.
Conocemos las referencias del arte africano en el cubismo, la atención de Paul Klee sobre el lenguaje de los niños, el aprecio que tenían al aduanero Henri Rousseau y el valor de Dubuffet sobre el arte marginal.
Los surrealistas buscaron voluntariamente identificarse con estados alterados, forzando al inconsciente a irrumpir sobre la racionalidad lógica de la conciencia. Rescataron la irracionalidad como agente de creación.

El arte de los enfermos mentales fue apreciado en toda su dimensión por los artistas más importantes del siglo y muchos poetas, escritores y pintores también intentaron provocar estados alterados para ampliar las fronteras de la conciencia e investigar nuevas fuentes para la creación artística.

El arte moderno fue por momentos tan incomprendido como el arte marginal. Da cuenta de ello el siguiente relato tomado del texto de Luiz Carlos Mello: "durante la Alemania nazi se realizaron muestras itinerantes, organizadas por Joseph Goebbels, tituladas "Arte Degenerado" donde se comparaban despreciativamente el acervo de obras de los enfermos mentales de Heilderberg con las obras de los artistas del arte moderno como Cézanne, Van Gogh, Klee, Kandinsky, Kokoshka, Chagall y otros. Gran ironía, esa actitud del nazismo acabaría por comprobar que no hay fronteras entre los así llamados "normales" y los "locos".

Estas experiencias artísticas y las nuevas metodologías terapéuticas analíticas, permitieron comprender el fenómeno artístico en los estados marginales, y apreciarlos como dimensión artística más allá de sus condiciones. Continœa el curador: "más allá de toda convención, la creatividad se impone más que nunca. Si el espectador no tuviera referencias del origen de esta producción, no se daría cuenta de que ella proviene de seres enclaustrados en hospitales psiquiátricos".
"Las imágenes del inconsciente son apenas un lenguaje simbólico que el psiquiatra debe descifrar. Mas nadie impide que esas imágenes y señales sean, más allá de todo, armoniosas, seductoras, dramáticas, vivas o bellas, constituyendo en sí verdaderas obras de arte".

Brasil, gracias al aporte fundamental de profesionales junto a críticos de arte y artistas, crearon uno de los centros de trabajo más interesante para la recuperación de la creación artística de los enfermos confinados. El Museo de Imágenes del Inconsciente es fundado por la Dra. Nise Da Silveira en Rio de Janeiro en 1952 y desde entonces propone terapias con una fuerte presencia de actividades expresivas como la pintura, el modelado y la xilografía.

Cuando Mario Pedrosa funda el proyecto del Museo de la Cultura Brasilera, incluye al Museo del Inconsciente como una corriente más del arte, con igual valor y sin discriminación al arte de europa, o de los aborígenes. Y estos nuevos conceptos enriquecen la manera de conceptualizar la "historia del arte". El argumento de Mario Pedrosa es vehemente: "Todo el trabajo de la Dra. Nise da Silveira consistió precisamente en demostrar que es posible ser loco y artista al mismo tiempo." La producción de muchos artistas en el Museo del Inconsciente forma parte de la historia del arte brasilero, sin discriminación sobre sus orígenes y otorgándoles a las obras su verdadero valor y aporte fundamental al arte contemporáneo del siglo XX.

Medios de pago y financiación